El cuerpo y los sentidos ::: La Web Cristiana ::: Estudios Bíblicos ::: iglesia.net
iglesia.net FLECHA Estudios Bíblicos FLECHA Homilética FLECHA El cuerpo y los sentidos
ImprimirPublicar esta entrada en MenéamePublicar esta entrada en FacebookPublicar esta entrada en del.icio.us
El cuerpo y los sentidos

Numerosos somos los cristianos que asistimos a las Congregaciones con mucha formalidad y nos preocupamos en agradar a Dios con todo el corazón, sin embargo a pesar de esto, muchas veces parece que a pesar de los esfuerzos las cosas se tornan en desilusión, el motivo examinado pudiera ser que buscamos a Dios pero no tenemos una disciplina para hacer las cosas, y por esa causa nos han venido muchos fracasos en muchas vidas, el Señor quiere que prosperemos en todo nuestro cuerpo así como prosperamos en nuestra alma y que aun nuestros sentidos prosperen y glorifiquen a Dios uno a uno de una forma correcta u ordenada en su Santa Palabra. 3 Juan 1:2 Amado, yo deseo que tú seas prosperado en todas las cosas, y que tengas salud, así como prospera tu alma.

El orden que Dios desea hoy en nuestras vidas es que primeramente presentemos nuestros cuerpos en sacrificio, vivo, santo, antes en el templo se le ofrecía otro tipo de sacrificio de animales en el templo que eran irracionales.

Romanos 12:1 Así que, hermanos, os ruego por las misericordias de Dios, que presentéis vuestros cuerpos en sacrificio vivo, santo, agradable a Dios, que es vuestro culto racional.

Debemos preguntarnos que es el cuerpo, la palabra cuerpo viene del latín corpus, y es el conjunto de las partes que componen el organismo del ser humano, El Señor desea que le glorifiquemos con todo nuestro cuerpo.

1 Corintios 6:20 Porque habéis sido comprados por precio; glorificad, pues, a Dios en vuestro cuerpo y en vuestro espíritu, los cuales son de Dios.

LOS SENTIDOS

En nuestro cuerpo residen los sentidos, la palabra sentido es la facultad mediante la cual percibe el hombre la impresión o percepción de las cosas exteriores, y es ayudado por ciertos Órganos sensoriales, que son los órganos especializados que reciben estímulos del exterior y transmiten el impulso a través de las vías nerviosas hasta el sistema nervioso central donde se procesa y se genera una respuesta.

Los cinco sentidos principales son: el oído, la vista, el olfato, el gusto y el tacto y estos nos fueron dados para usarlos y ejercitarlos para diferenciar entre lo bueno y lo malo.

Hebreos 5:14 pero el alimento sólido es para los que han alcanzado madurez, para los que por el uso tienen los sentidos ejercitados en el discernimiento del bien y del mal.

El enemigo de nuestras almas sabe que si pierde o extravía nuestros sentidos podrá confundirnos en cuanto a la salvación en Cristo.

2 Corintios 11:3 Pero temo que como la serpiente con su astucia engañó a Eva, vuestros sentidos sean de alguna manera extraviados de la sincera fidelidad a Cristo.

Tenemos que analizar con cuidado nuestra vida y nuestros sentidos para saber darle el uso apropiado para la gloria de Dios.

1 Corintios 10:31 Si, pues, coméis o bebéis, o hacéis otra cosa, hacedlo todo para la gloria de Dios.

Nehemías 8:8 Y leían en el libro de la ley de Dios claramente, y ponían el sentido, de modo que entendiesen la lectura.

Es importante conocer como esta conformado el hombre, estamos compuestos y somos: espíritu, alma y cuerpo.

1era de Tesalonicenses 5.23, dice: y el mismo dios de paz os santifique por completo; y todo vuestro ser, espíritu, alma y cuerpo, sea guardado irreprensible para la venida de Nuestro Señor Jesucristo.

Hebreos 4:12, dice: Porque la palabra de Dios es viva y eficaz, y más cortante que toda espada de dos filos; y penetra hasta partir el alma y el espíritu, las coyunturas y los tuétanos, y discierne los pensamientos y las intenciones del corazón.

Es por cierto importante notar donde están ubicados los sentidos en el hombre, veamos la siguiente ilustración:

Notemos que en el cuerpo están ubicados, los órganos como son: la nariz, la lengua, el ojo, el oído, las manos.

Pero los sentidos están ubicados en el alma es por eso que un muerto no siente aunque tenga los órganos allí y es por que su alma y su espíritu han abandonado su cuerpo.

Santiago 2:26, dice: Porque como el cuerpo sin espíritu está muerto, así también la fe sin obras está muerta.

En el caso de Lázaro, en esa historia la cual algunos dicen que es una parábola y aunque así fuera encierra y confirma que los sentidos están en el alma, veamos lo siguiente:

San Lucas 16:22 al 24.

Aconteció que murió el mendigo, y fue llevado por los ángeles al seno de Abraham; y murió también el rico, y fue sepultado. Y en el Hades alzó sus ojos, estando en tormentos, y vio de lejos a Abraham, y a Lázaro en su seno. Entonces él, dando voces, dijo: Padre Abraham, ten misericordia de mí, y envía a Lázaro para que moje la punta de su dedo en agua, y refresque mi lengua; porque estoy atormentado en esta llama.

Si analizamos toda la historia veremos claramente que aunque el rico estaba muerto podía ver, reconocer, sentir sed, hablar, sentir el tormento y por el tacto palpar el calor de las llamas y esto quiere decir claramente que los sentidos están en el alma la cual no muere y los órganos de los sentidos están en el cuerpo que vuelve al polvo.

EL OÍDO.

Esta palabra viene del latín audito, y es el órgano responsable de la audición y el equilibrio.

Se divide en tres zonas: externa, media e interna.

Dice El Apocalipsis 13:9 Si alguno tiene oído, oiga.

EL EQUILIBRIO

Los canales semicirculares y el vestíbulo están relacionados con el sentido del equilibrio. En estos canales hay pelos similares a los del órgano de Corti, y detectan los cambios de posición de la cabeza.

Los tres canales semicirculares se extienden desde el vestíbulo formando ángulos más o menos rectos entre sí, lo cual permite que los órganos sensoriales registren los movimientos que la cabeza realiza en cada uno de los tres planos del espacio: arriba y abajo, hacia adelante y hacia atrás, y hacia la izquierda o hacia la derecha. Sobre las células pilosas del vestíbulo se encuentran unos cristales de carbonato de calcio, conocidos en lenguaje técnico como otolitos y en lenguaje coloquial como arenilla del oído. Cuando la cabeza está inclinada, los otolitos cambian de posición y los pelos que se encuentran debajo responden al cambio de presión. Los ojos y ciertas células sensoriales de la piel y de tejidos internos, también ayudan a mantener el equilibrio; pero cuando el laberinto del oído está dañado, o destruido, se producen problemas de equilibrio. Es posible que quien padezca una enfermedad o un problema en el oído interno no pueda mantenerse de pie con los ojos cerrados sin tambalearse o sin caerse.

El equilibrio es muy importante para nuestro buen desarrollo en todos los sentidos, el equilibrio es sinónimo de armonía, orden, equidad, sensatez del cuerpo.

Colosenses 2:5 Porque aunque estoy ausente en cuerpo, no obstante en espíritu estoy con vosotros, gozándome y mirando vuestro buen orden y la firmeza de vuestra fe en Cristo.

1 Corintios 14:40 pero hágase todo decentemente y con orden.

Lo primero que debemos oír es la voz de Dios, Adán pecó contra Dios por no oír a Dios y escucho con sus oídos a su mujer Eva, y le obedeció a la voz de Ella, quien le indujo a comer el fruto prohibido y a pecar contra Dios.



Génesis 3:17 Y al hombre dijo: Por cuanto obedeciste a la voz de tu mujer, y comiste del árbol de que te mandé diciendo: No comerás de él; maldita será la tierra por tu causa; con dolor comerás de ella todos los días de tu vida.

Los Cristianos somos reyes para Dios, hay un ejemplo que le sucedió al rey Saúl que no obedeció la voz de Dios y le quitaron el reino, muchos Cristianos estamos hoy perdiendo la bendición del reino y el sacerdocio por no oír la voz del Señor Apocalipsis 1:6.

1 Samuel, 28:17-18, Jehová te ha hecho como dijo por medio de mí; pues Jehová ha quitado el reino de tu mano, y lo ha dado a tu compañero, David. Como tú no obedeciste a la voz de Jehová, ni cumpliste el ardor de su ira contra Amalec, por eso Jehová te ha hecho esto hoy.

Hay algunos cristianos que les encanta que los escuchen pero ellos no les gusta oír al Señor y su oración es repugnante ante Dios.

Proverbios 28:9. El que aparta su oído para no oír la ley, Su oración también es abominable.

Los que somos de Dios escuchamos y obedecemos.

San Lucas 6:47 – 49,Todo aquel que viene a mí, y oye mis palabras y las hace, os indicaré a quién es semejante. Semejante es al hombre que al edificar una casa, cavó y ahondó y puso el fundamento sobre la roca; y cuando vino una inundación, el río dio con ímpetu contra aquella casa, pero no la pudo mover, porque estaba fundada sobre la roca. Mas el que oyó y no hizo, semejante es al hombre que edificó su casa sobre tierra, sin fundamento; contra la cual el río dio con ímpetu, y luego cayó, y fue grande la ruina de aquella casa.

Es tiempo de dejar de oír tantas cosas que no edifican a los Cristianos, tales como, chismes, criticas destructivas, música mundana, falsos testimonios, debemos averiguar bien las cosas para después emitir conceptos exactos acerca de ellas.

El Apocalipsis 22:18, Yo testifico a todo aquel que oye las palabras de la profecía de este libro: Si alguno añadiere a estas cosas, Dios traerá sobre él las plagas que están escritas en este libro.

El oído es atacado por enfermedades en el oído externo, medio e interno, en otras palabras en todas las tres áreas del oído necesitamos sanidad para estar bien con el señor y bendecirle con todo nuestro ser.

Salmos 103:1,Bendice, alma mía, a Jehová, Y bendiga todo mi ser su santo nombre.

El enemigo nos ataca para que nuestro oído sea desviado de lo santo, puro y recto, debemos tener cuidado y ser sabios al oír.

Job 34:2 al 3,Oíd, sabios, mis palabras; Y vosotros, doctos, estadme atentos. Porque el oído prueba las palabras, Como el paladar gusta lo que uno come.

En estos días en que la apostasía esta en pleno desarrollo en las congregaciones no debemos oír tantas cosas extrañas ni voces de hombres, sino solamente oír la Palabra de Dios.

Eclesiastés 5:1, Cuando fueres a la casa de Dios, guarda tu pie; y acércate más para oír que para ofrecer el sacrificio de los necios; porque no saben que hacen mal.

Proverbios 4:20,Hijo mío, está atento a mis palabras; Inclina tu oído a mis razones.

El señor tiene un hisopo espiritual para limpiarnos los oídos.

San Lucas 8:18, Mirad, pues, cómo oís; porque a todo el que tiene, se le dará; y a todo el que no tiene, aun lo que piensa tener se le quitará.

LA VISTA.

La visión, es la facultad por la cual a través del ojo, órgano visual, se percibe el mundo exterior. En realidad, el órgano que efectúa el proceso de la visión es el cerebro; la función del ojo es traducir las vibraciones electromagnéticas de la luz en un determinado tipo de impulsos nerviosos que se transmiten al cerebro.

La palabra ojo viene de la palabra latina, oculu, que significa órgano de la visión.

Salmos 94:9 El que hizo el oído, ¿no oirá? El que formó el ojo, ¿no verá?

La voluntad del Señor es que miremos siempre lo recto.

Proverbios 4:25, Tus ojos miren lo recto, Y diríjanse tus párpados hacia lo que tienes delante.

Hay que quitar nuestra vista de las cosas de aquí abajo, hay que dejar de desear tanto las cosas de la tierra y poner mas la mirada en las cosas de arriba.

1 Juan 2:16, Porque todo lo que hay en el mundo, los deseos de la carne, los deseos de los ojos, y la vanagloria de la vida, no proviene del Padre, sino del mundo.

2 Corintios 4:18 no mirando nosotros las cosas que se ven, sino las que no se ven; pues las cosas que se ven son temporales, pero las que no se ven son eternas.



Muchos no están viendo la Gloria de Dios y se están dejando contaminar su vida con las cosas que Satanás ha inventado en estos últimos días para mantener ocupados a los Cristianos en vanidades, para que no prediquen el Evangelio, algunos ejemplos de enemigos de la vista son: la televisión, (por cable), y los Vhs mal usados, todo me es licito pero no todo conviene, hay muchos programas con pornografía, satanismo, bajos deseos, dobles sentidos que están entrando por la vista de muchos, y han permitido la contaminación de su cuerpo y se han llenado de las tinieblas de este mundo.

San Lucas 11:34, La lámpara del cuerpo es el ojo; cuando tu ojo es bueno, también todo tu cuerpo está lleno de luz; pero cuando tu ojo es maligno, también tu cuerpo está en tinieblas.

Muchos Cristianos están ciegos espiritualmente, y llenan su vista de cosas que no edifican y luego quieren administrar y exhortar a los demás en predicaciones, en las cosas de Dios en el templo, teniendo una mente llena de las cosas del mundo pero vacía de las cosas de Dios.

San Lucas 6:42, ¿O cómo puedes decir a tu hermano: Hermano, déjame sacar la paja que está en tu ojo, no mirando tú la viga que está en el ojo tuyo? Hipócrita, saca primero la viga de tu propio ojo, y entonces verás bien para sacar la paja que está en el ojo de tu hermano.

Romanos 3:18, No hay temor de Dios delante de sus ojos.

Muchos van a las iglesias no para ver a Dios sino al novio, novia, los defectos para criticar al que canta, al predicador, al pastor, hay ojos que no ven las cosas espirituales solo ven las cosas malas, los errores y faltas.

San Marcos 9:47, Y si tu ojo te fuere ocasión de caer, sácalo; mejor te es entrar en el reino de Dios con un ojo, que teniendo dos ojos ser echado al infierno.

La enfermedad más terrible del ojo es la ceguera y hay muchas personas que ya sufren de esa terrible ceguera y no ven mas allá de sus propias narices, sirven en el templo es para que los vean los hombres y no Dios.

Efesios 6:6, no sirviendo al ojo, como los que quieren agradar a los hombres, sino como siervos de Cristo, de corazón haciendo la voluntad de Dios;

Algunos se justifican así mismos y dicen que tienen visión, y si la tienen de verdad, pero muy corta, esto les sucedió a los discípulos de Cristo que no reconocieron al mismo Señor aunque camino a su lado.

San Lucas 24:15-16, Sucedió que mientras hablaban y discutían entre sí, Jesús mismo se acercó, y caminaba con ellos. Mas los ojos de ellos estaban velados, para que no le conociesen.

Muchos están atemorizados por la situación económica en que vivimos, y dejan al Señor por otras cosas, trabajan demasiado, estudian se afanan, y no tienen tiempo para buscar a Dios, preocupados por la economía, hambre, guerra, trabajos, peligros, no miran que el que esta con nosotros es mas grande que cualquier problema o enemigo que se presente en este mundo, hermanos debemos abrir los ojos espirituales.

2 Reyes 6:16-17, Él le dijo: No tengas miedo, porque más son los que están con nosotros que los que están con ellos. Y oró Elíseo, y dijo: Te ruego, oh Jehová, que abras sus ojos para que vea. Entonces Jehová abrió los ojos del criado, y miró; y he aquí que el monte estaba lleno de gente de a caballo, y de carros de fuego alrededor de Elíseo.

Dios ha prometido suplir nuestras necesidades y, estoy seguro que él sabe que las tenemos. Hay otros que han recibido según ellos tanta bendición material de Dios que se han olvidado del Dios que le dio la bendición, y dicen que no necesitan nada por que ellos son ricos y están completos en Cristo.

El Apocalipsis 3:17, Porque tú dices: Yo soy rico, y me he enriquecido, y de ninguna cosa tengo necesidad; y no sabes que tú eres un desventurado, miserable, pobre, ciego y desnudo.

Es tiempo hermanos de limpiarnos de las enfermedades del ojo, y la medicina la encontramos en la Biblia, y es el colirio espiritual, la palabra colirio viene del latín collyriu, y significa lavativa del ojo o lavado del ojo, esto lo podemos hacer con la palabra de Dios y la unción del espíritu santo.

EL OLFATO.

Olfato, esta palabra viene de la palabra latín, olfactu y es uno de los cinco sentidos, con el cual se perciben los olores. La nariz, equipada con nervios olfativos, es el principal órgano del olfato. Los nervios olfativos son importantes para diferenciar el gusto de las sustancias que se encuentran dentro de la boca. Es decir, muchas sensaciones que se perciben como sensaciones gustativas, tienen su origen, en realidad, en el sentido del olfato.

1 Corintios 12:17-18, Si todo el cuerpo fuese ojo, ¿dónde estaría el oído? Si todo fuese oído, ¿dónde estaría el olfato? Mas ahora Dios ha colocado los miembros cada uno de ellos en el cuerpo, como él quiso.

Hay muchos Cristianos y personas que todas las cosas le hieden, y no ven solución a sus problemas y esto es debido a que ellos han quitado su fe del que todo lo puede, si en el momento más terrible de su vida si usted tiene confianza en Cristo, usted va a ver la Gloria de Dios.

San Juan 11:39, Dijo Jesús: Quitad la piedra. Marta, la hermana del que había muerto, le dijo: Señor, hiede ya, porque es de cuatro días. Jesús le dijo: ¿No te he dicho que si crees, verás la gloria de Dios?

Debemos presentar a nuestro Dios un buen olor y la forma de hacerlo es a través de nuestras oraciones.



En el tiempo antiguo los hebreos y judíos presentaban sus ofrendas a Dios en olor fragante.

Números 28:2, Manda a los hijos de Israel, y diles: Mi ofrenda, mi pan con mis ofrendas encendidas en olor grato a mí, guardaréis, ofreciéndomelo a su tiempo.

Cuando nosotros guardamos un buen testimonio en todas partes somos grato olor para el señor.

2 Corintios 2:15-16,Porque para Dios somos grato olor de Cristo en los que se salvan, y en los que se pierden; a éstos ciertamente olor de muerte para muerte, y a aquéllos olor de vida para vida. Y para estas cosas, ¿quién es suficiente?.

El enemigo de nuestras almas, querrá por algún medio desviar este sentido de su verdadero uso y debemos darle un buen uso para distinguir los buenos y los malos olores y establecer las verdaderas diferencias. Ejemplo: un perro muerto y un buen guisado de pollo.

Isaías 5:20 ¡Ay de los que a lo malo dicen bueno, y a lo bueno malo; Que hacen de la luz tinieblas, y de las tinieblas luz; que ponen lo amargo por dulce, y lo dulce por amargo!

Tenemos un ejemplo de un hombre de Dios que fue engañado por el sentido del olfato.

Génesis 27:19 al 27 Y Jacob dijo a su padre: Yo soy Esaú tu primogénito; he hecho como me dijiste: levántate ahora, y siéntate, y come de mi caza, para que me bendigas. Entonces Isaac dijo a su hijo: ¿Cómo es que la hallaste tan pronto, hijo mío? Y él respondió: Porque Jehová tu Dios hizo que la encontrase delante de mí. E Isaac dijo a Jacob: Acércate ahora, y te palparé, hijo mío, por si eres mi hijo Esaú o no. Y se acercó Jacob a su padre Isaac, quien le palpó, y dijo: La voz es la voz de Jacob, pero las manos, las manos de Esaú. Y no le conoció, porque sus manos eran vellosas como las manos de Esaú; y le bendijo. Y dijo: ¿Eres tú mi hijo Esaú? Y Jacob respondió: Yo soy. Dijo también: Acércamela, y comeré de la caza de mi hijo, para que yo te bendiga; y Jacob se la acercó, e Isaac comió; le trajo también vino, y bebió.

Y le dijo Isaac su padre: Acércate ahora, y bésame, hijo mío. Y Jacob se acercó, y le besó; y olió Isaac el olor de sus vestidos, y le bendijo, diciendo: Mira, el olor de mi hijo, Como el olor del campo que Jehová ha bendecido.

Hay personas que les suceden como a los ídolos que tienen las narices pero no huelen nada.

Salmos 115: 6, 8, Orejas tienen, mas no oyen; Tienen narices, mas no huelen; Semejantes a ellos son los que los hacen, Y cualquiera que confía en ellos.

Los que tienen narices y respiran debemos alabar a Dios.

Salmos 150:6 Todo lo que respira alabe a JAH. Aleluya.

Muchos lo que respiran es, dureza, crueldad, maldad, vileza, malignidad contra su prójimo.
Salmos 27:12, No me entregues a la voluntad de mis enemigos; Porque se han levantado contra mí testigos falsos, y los que respiran crueldad.
La nariz sirve para, respirar y también eliminar la mucosidad y limpiarnos de las bacteria que se alojan en el organismo, y traen al cuerpo enfermedades.

2 Corintios 7:1 Así que, amados, puesto que tenemos tales promesas, limpiémonos de toda contaminación de carne y de espíritu, perfeccionando la santidad en el temor de Dios.

No hay que asomar nuestras narices en asuntos que no nos conciernen para no contraer malos virus.

Proverbios 18:1 Su deseo busca el que se desvía y se entremete en todo negocio.

Recordemos que el que hizo el olfato también tiene olfato y sabe cuando estamos llevándole un grato olor ante su nariz o presencia, tenemos que, discernir, distinguir y saber que el cuerpo del señor tiene olfato.

EL GUSTO.



Gusto, uno de los cinco sentidos; actúa por contacto de sustancias solubles con la lengua. El ser humano es capaz de percibir un abanico amplio de sabores como respuesta a la combinación de varios estímulos, entre ellos textura, temperatura, olor y gusto. Considerado de forma aislada, el sentido del gusto sólo percibe cuatro sabores básicos: dulce, salado, ácido y amargo; cada uno de ellos es detectado por un tipo especial de papilas gustativas.


La lengua cumple un papel fundamental, la palabra lengua viene del latín, lingua, y significa, órgano muscular, muy movible, situado en la cavidad de la boca y sirve para gustar, deglutir (comer), y articular los sonidos de la voz. La palabra lengua aparece un total de 142 veces en la Biblia ¡oh¡ qué tremenda es la lengua que en la Santa Palabra de Dios hablaron tanto de ella



Dios fue el que hizo la boca y le enseño al hombre lo que el debe hablar esta palabra se la dijo a Moisés y en la actualidad nos las recuerda a nosotros.

Éxodo 4:11-12, Y Jehová le respondió: ¿Quién dio la boca al hombre? ¿o quién hizo al mudo y al sordo, al que ve y al ciego? ¿No soy yo Jehová? Ahora pues, ve, y yo estaré con tu boca, y te enseñaré lo que hayas de hablar.

Proverbios 10:32 Los labios del justo saben hablar lo que agrada; Mas la boca de los impíos habla perversidades.
En nuestra boca tenemos el poder de escoger donde vamos a pasar la eternidad, si salvos con Cristo o perdidos en la condenación.
Romanos 10:8-11, Más ¿qué dice? Cerca de ti está la palabra, en tu boca y en tu corazón. Esta es la palabra de fe que predicamos: que si confesares con tu boca que Jesús es el Señor, y creyeres en tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salvo. Porque con el corazón se cree para justicia, pero con la boca se confiesa para salvación. Pues la Escritura dice: Todo aquel que en él creyere, no será avergonzado
Si le confesamos con la boca no seremos avergonzados, pero si no le confesamos como salvador con nuestros labios es lamentable por que sucederá que el se avergonzara de nosotros
San Lucas 19:22 Entonces él le dijo: Mal siervo, por tu propia boca te juzgo. Sabías que yo era hombre severo, que tomo lo que no puse, y que siego lo que no sembré.
San Lucas 12:8 Os digo que todo aquel que me confesare delante de los hombres, también el Hijo del Hombre le confesará delante de los ángeles de Dios; mas el que me negare delante de los hombres, será negado delante de los ángeles de Dios.
San Marcos 8:38 Porque el que se avergonzare de mí y de mis palabras en esta generación adúltera y pecadora, el Hijo del Hombre se avergonzará también de él, cuando venga en la gloria de su Padre con los santos ángeles.
Debemos recordar como Cristianos que el confesar a Jesús, con nuestros labios y boca como nuestro Salvador no es suficiente para mantener nuestra Salvación, ya que el hecho implica una responsabilidad mayor de mantener una relación personal de Honrar con una vida de Santidad al Señor
San Mateo 15:7-8, Hipócritas, bien profetizó de vosotros Isaías, cuando dijo: Este pueblo de labios me honra; Mas su corazón está lejos de mí. Pues en vano me honran, Enseñando como doctrinas, mandamientos de hombres.
La boca ha sido el sentido que ha llevado a muchas personas a la condenación no piensan antes de hablar y escoger su destino influenciados por las artimañas del error.

Jeremías 6:16 Así dijo Jehová: Paraos en los caminos, y mirad, y preguntad por las sendas antiguas, cuál sea el buen camino, y andad por él, y hallaréis descanso para vuestra alma. Mas dijeron: No andaremos.

Santiago 1:19 Por esto, mis amados hermanos, todo hombre sea pronto para oír, tardo para hablar, tardo para airarse.

La boca es lo que identifica al Cristiano como está internamente, eso se refleja en nuestra forma de hablar.

San Mateo 12:34 ¡Generación de víboras! ¿Cómo podéis hablar lo bueno, siendo malos? Porque de la abundancia del corazón habla la boca.

San Lucas 6:45-46, El hombre bueno, del buen tesoro de su corazón saca lo bueno; y el hombre malo, del mal tesoro de su corazón saca lo malo; porque de la abundancia del corazón habla la boca. ¿Por qué me llamáis, Señor, Señor, y no hacéis lo que yo digo?

Hay una serie de recomendaciones a nosotros los Cristianos, en la Santa Biblia para que nos orientemos como debemos usar este sentido.

Tenemos que cuidarnos de lo que decimos con nuestra boca.

Números 23:12 El respondió y dijo: ¿No cuidaré de decir lo que Jehová ponga en mi boca?

Dios no dejara caer ninguna palabra nuestra a tierra.

1 Samuel 3:19 Y Samuel creció, y Jehová estaba con él, y no dejó caer a tierra ninguna de sus palabras.

De toda palabra que hablemos sea buena o mala de ella daremos cuenta a Dios.

San Mateo 12:36 Más yo os digo que de toda palabra ociosa que hablen los hombres, de ella darán cuenta en el día del juicio. Porque por tus palabras serás justificado, y por tus palabras serás condenado.

Nuestra boca no es para decir malas palabras, o maldecir al prójimo, no podemos bendecir a Dios y con la misma lengua servirle al Diablo



Santiago 3:8-10, pero ningún hombre puede domar la lengua, que es un mal que no puede ser refrenado, llena de veneno mortal. Con ella bendecimos al Dios y Padre, y con ella maldecimos a los hombres, que están hechos a la semejanza de Dios. De una misma boca proceden bendición y maldición. Hermanos míos, esto no debe ser así.

Proverbios 12:18 Hay hombres cuyas palabras son como golpes de espada mas la lengua de los sabios es medicina.

Hay personas que siendo Cristianas son groseras con su boca ¿cómo?, Ellos no dicen malas palabras (groserías ni vulgaridades), pero la actitud y forma de hablar deja mucho que decir de ellos.

Efesios 4:31, Quítense de vosotros toda amargura, enojo, ira, gritería y maledicencia y toda malicia.

Hay que hablar lo santo, bueno, afable, que edifica y llena de gozo.

Tito 1:10-11, Porque hay aún muchos contumaces, habladores de vanidades y engañadores, mayormente los de la circuncisión, a los cuales es preciso tapar la boca; que trastornan casas enteras, enseñando por ganancia deshonesta lo que no conviene.

Filipenses 4:8 Por lo demás, hermanos, todo lo que es verdadero, todo lo honesto, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre; si hay virtud alguna, si algo digno de alabanza, en esto pensad.

Hay que cuidarse del chisme, la murmuración, el cuento, intriga, patrañas, invenciones, habladurías, que son las armas que ha utilizado el enemigo de nuestras almas por los siglos para dividir, hogares, Iglesias, Ciudades, y hasta ha hecho que Naciones entren en guerra por esas malicias destructoras.

Levítico 19:16 No andarás chismeando entre tu pueblo. No atentarás contra la vida de tu prójimo. Yo Jehová.

Proverbios 11:13-14, El que anda en chismes descubre el secreto; Mas el de espíritu fiel lo guarda todo.

Hay mucha amonestación a las mujeres en cuanto al chisme.

Proverbios 20:19 El que anda en chismes descubre el secreto; No te entremetas, pues, con el suelto de lengua.

1 Timoteo 5:13 Y también aprenden a ser ociosas, andando de casa en casa; y no solamente ociosas, sino también chismosas y entremetidas, hablando lo que no debieran.

Proverbios 16:28 El hombre perverso levanta contienda, Y el chismoso aparta a los mejores amigos.

Proverbios 26:20 Sin leña se apaga el fuego, Y donde no hay chismoso, cesa la contienda.

Proverbios 26:22 Las palabras del chismoso son como bocados suaves, Y penetran hasta las entrañas.

El tiempo que resta es para honrar con nuestros labios al señor, y debemos hacerlo con corazón sincero.

Hebreos 13:15 Así que, ofrezcamos siempre a Dios, por medio de él, Sacrificio de alabanza, es decir, fruto de labios que confiesan su nombre.

1 San Pedro Apóstol 3:10 Porque: El que quiere amar la vida Y ver días buenos, Refrene su lengua de mal, Y sus labios no hablen engaño;

Debemos que honrar con todo nuestro ser al señor,

Salmos 103:1 Bendice, alma mía, a Jehová, y bendiga todo mi ser su santo nombre.

EL TACTO.

Tacto, viene del latín tactu y es uno de los cinco sentidos de los seres humanos. A través del tacto, el cuerpo percibe el contacto con las distintas sustancias, objetos, etcétera. Los seres humanos presentan terminaciones nerviosas especializadas y localizadas en la piel, que se llaman receptores del tacto, este sentido trabaja es a través de las manos, la palabra Mano es la porción terminal de los brazos o extremidades anteriores de los seres humanos, adaptada para asir.

La palabra mano, aparece 1.032, veces en la Biblia, y la palabra manos, 506, veces, y es formidable ver que se habla en la santa palabra de Dios tanto de este sentido.

Para estar en la presencia de Dios debemos tener nuestras manos limpias.

Salmos 24:3-4, ¿Quién subirá al monte de Jehová? ¿Y quién estará en su lugar santo? El limpio de manos y puro de corazón; El que no ha elevado su alma a cosas vanas, Ni jurado con engaño.

Muchos pueden ser grandes incrédulos a causa del sentido del tacto, si no lo tocan y lo tienen en sus manos o dedos no lo creen.

Juan 20:24-27, Pero Tomás, uno de los doce, llamado Dídimo, no estaba con ellos cuando Jesús vino. Le dijeron, pues, los otros discípulos: Al Señor hemos visto. El les dijo: Si no viere en sus manos la señal de los clavos, y metiere mi dedo en el lugar de los clavos, y metiere mi mano en su costado, no creeré. Ocho días después, estaban otra vez sus discípulos dentro, y con ellos Tomás. Llegó Jesús, estando las puertas cerradas, y se puso en medio y les dijo: Paz a vosotros. Luego dijo a Tomás: Pon aquí tu dedo, y mira mis manos; y acerca tu mano, y métela en mi costado; y no seas incrédulo, sino creyente.

Los Cristianos somos llamados a usar nuestras manos y dedos para buenas, obras de caridad y no para amenazar y menos golpear al prójimo.

Isaías 58:9 Entonces invocarás, y te oirá Jehová; clamarás, y dirá él: Heme aquí. Si quitares de en medio de ti el yugo, el dedo amenazador, y el hablar vanidad; y si dieres tu pan al hambriento, y saciares al alma afligida, en las tinieblas nacerá tu luz, y tu oscuridad será como el mediodía.

Nuestras palabras, hechos, y actuaciones deben ser claras no debemos andar con titubeos, nuestro si debe ser si y nuestro no debe ser no nuestra forma de hablar dice mucho de nuestras aptitudes.

Proverbios 6:12-14, El hombre malo, el hombre depravado, Es el que anda en perversidad de boca; Que guiña los ojos, que habla con los pies, Que hace señas con los dedos. Perversidades hay en su corazón; anda pensando el mal en todo tiempo; Siembra las discordias.

No debemos confiar en nuestras habilidades personales para pelear la batalla de la fe, la preparación de este sentido debe depender siempre de Dios

Salmos 144:1 Bendito sea Jehová, mi roca, Quien adiestra mis manos para la batalla, Y mis dedos para la guerra;

Debemos confiar que nuestro Dios es nuestra protección a la mano derecha de cada uno de los que le temen.

Salmos 121:5, Jehová es tu guardador; Jehová es tu sombra a tu mano derecha.

Isaías 41:13, Porque yo Jehová soy tu Dios, quien te sostiene de tu mano derecha, y te dice: No temas, yo te ayudo.

Si no controlamos nuestras manos y lo que tocamos eso nos pueden llevar al pecado y el pecado a la condenación del infierno.

San Mateo 5:30, Y si tu mano derecha te es ocasión de caer, córtala, y échala de ti; pues mejor te es que se pierda uno de tus miembros y no que todo tu cuerpo sea echado al infierno



Números 16:26 Y él habló a la congregación, diciendo: Apartaos ahora de las tiendas de estos hombres impíos, y no toquéis ninguna cosa suya, para que no perezcáis en todos sus pecados.

2 Corintios 6:17-18, Por lo cual, Salid de en medio de ellos, y apartaos, dice el Señor, Y no toquéis lo inmundo; Y yo os recibiré, Y seré para vosotros por Padre, Y vosotros me seréis hijos e hijas, dice el Señor Todopoderoso.

Si nosotros hoy no le servimos a Dios y le obedecemos, con nuestro sentido del tacto, en el futuro nuestras manos le tendrían que servir al anticristo para que sean selladas.

El Apocalipsis 13:16 Y hacía que a todos, pequeños y grandes, ricos y pobres, libres y esclavos, se les pusiese una marca en la mano derecha, o en la frente.

“Despedida”

Todo lo anterior escrito espero que haya servido de modelo de grande reflexión y bendición en sus vidas espirituales, mi deseo es que el Espíritu Santo que me guío a escribir este tema, trate con usted para la Gloria de Dios.

Me despido recomendándoles que mediten en estos preciosos textos de la palabra de Dios.

2 San Pedro Apóstol 3:18 Antes bien, creced, en la gracia y el conocimiento de nuestro Señor y Salvador Jesucristo. A él sea gloria ahora y hasta el día de la eternidad. Amén.

1 Juan 1:1-3, Lo que era desde el principio, lo que hemos oído, lo que hemos visto con nuestros ojos, lo que hemos contemplado, y palparon nuestras manos tocante al Verbo de vida (porque la vida fue manifestada, y la hemos visto, y testificamos, y os anunciamos la vida eterna, la cual estaba con el Padre, y se nos manifestó); lo que hemos visto y oído, eso os anunciamos, para que también vosotros tengáis comunión con nosotros; y nuestra comunión verdaderamente es con el Padre, y con su Hijo Jesucristo.

Que Dios les siga bendiciendo les desea su Hermano:

Hno. Alfredo López
Predicador

“Iglesia Evangélica Sinaí Los Mangos” La Vega, Caracas Venezuela.

Si alguien quiere mas estudios escríbanme al

E mail : .(JavaScript must be enabled to view this email address)

Teléfono: 58-2-472-65-60








0 Comentarios




Para poder publicar comentarios, debe validarse en el sistema.
Conectarse - Registro
Normas de participación




Estudio Bíblico anterior: Melquisedec
Estudio Bíblico siguiente: Muerte y sepultura de Abram